¡No!, con este título no me estoy quejando de mi trabajo, ¡me encanta hacer fotografía!… me refiero a que este fin de semana una amiga me pidió que le hiciera un reportaje a sus tres pequeños “amores”, que resultaron ser unos adorables perros de la raza Bulldog Francés, alegres, despiertos y muuuuuy juguetones, por lo que decidimos irnos de paseo al parque, paseo que no desaprovecharon los traviesos modelos, ya que no pararon de correr y jugar por todas partes… sí, quede hecho polvo.